Sexualidad y Trascendencia. Entrevista a Francisco Cervantes parte 2

…hay una gran cantidad de características de la sexualidad femenina que no compartimos los varones, la sexualidad femenina es una experiencia divergente, ella puede tener sensaciones en los cabellos, en los dedos de los pies, en los hombros, el pecho, la espalda… en cambio en los hombres es convergente, todo está asociado al pene. 

francisco Cervantes

Segunda parte de la entrevista a Francisco Cervantes, profesor de la Asociación Internacional de Yoga Yoghismo, realizada en Bogotá el marzo de 2014.

Leer Primera Parte de la entrevista

…Entonces, ¿Qué es lo que nos va a aportar el Tantra Yoga en un contacto sexual?

Lo primero, que ya mencioné, es la reconciliación con el propio cuerpo, ese es un primer gran avance, la segunda, es percibir al otro y a sí mismo como un ser encarnado, superando la visión de culpa o pecado, o como un objeto de comercio o consumo.
Después viene el manejo de la energía a través de la respiración, si nos damos cuenta cada emoción tiene una forma de respiración, el enojo tiene una respiración muy característica conocida como la respiración de fuego y la tristeza todo lo contrario, una respiración superficial, fría. Allí hay un recurso muy valioso, que me permite acelerar o disminuir con consciencia el momento del contacto sexual. Sucede a menudo, la sensación de que se va a alcanzar el desenlace orgásmico y a lo mejor todavía no hemos conseguido aún percibir la experiencia placentera que tiene la sexualidad. Aquí la respiración para el control, es un elemento clave.
El Yoga, también nos ayuda en la relajación de manera consciente, un punto esencial de la sexualidad es fluir, de hecho hay un tratado que se llama “La Vía del Valle” nos dice que cuando estamos en un valle estamos en una zona como muy fluida, muy fácil de andar, en cambio cuando ascendemos o bajamos una montaña, es dificultoso, entonces, aprender a relajarnos conscientemente, nos abre la puerta al disfrute.

 

Implica que la relación sexual entra en un estado de alargamiento, en contraste con la urgencia masculina de la eyaculación y por otra parte de la mujer de alcanzar un orgasmo, los dos a diferentes velocidades. Cuando hablamos del “culto a lo femenino” ¿es el hombre el que debe asimilarse al ritmo de la mujer?

En las escuelas tántricas hay un énfasis de educación a las mujeres, para que ellas sean las que a su vez, eduquen a sus parejas. Ellas son las que van a aprender con más facilidad porque hay una gran cantidad de características de la sexualidad femenina que no compartimos los varones, la sexualidad femenina es una experiencia divergente, ella puede tener sensaciones en los cabellos, en los dedos de los pies, en los hombros, el pecho, la espalda… en cambio en los hombres es convergente, todo está asociado al pene. Como lo mencionas, la sexualidad sagrada es aprender a manejar ese ritmo de sensaciones, libre de culpa libre de pecado.
Es importante tener en cuenta que en el hombre la sexualidad tiene que ver más con lo visual, mientras que en la mujer con lo auditivo y lo kinestésico, así que los hombres tenemos que aprender esta nueva forma de relacionarnos con nosotros mismos, a nivel auditivo y kinestésico. Shiva, el dios del panteón hindú que da origen al Yoga y al Tantra, se representa como un ser danzante, que tiene esta cualidad de lo femenino, la danza es muy apreciada por las mujeres, ese baile lleva un ritmo y su tiempo.  Por ejemplo aprender a darse el momento para manejar los preliminares, compartir comida ligera, un ambiente especial y cómodo con estética visual, auditiva… muy diferente al acto “rapidito” de 5 minutos porque hay que salir corriendo para el trabajo, o porque ahorita los niños no están en casa y cosas por el estilo…
Por otra parte, no siempre tenemos la posibilidad de dedicarnos 30, 50 minutos, una o dos horas a la práctica de la sexualidad, también hay contactos breves, cortos, que nos sirven para cambiar la vibración, es importante también no obsesionarnos de que cada vez que vayamos a tener un contacto sexual sea tántrico, espiritual… pero ahora ya lo conoces y puedes añadir este platillo a tu menú.
tantra

Sabemos que por naturaleza la mujer puede tener varios orgasmos en un contacto sexual, cosa que no sucede con el hombre, sin embargo, ahora se habla del “hombre multiorgásmico” ¿qué nos puedes decir de esto?

Esta es una escuela hermana del Tantra, que viene de China y del Japón que es el Taoismo, muy coincidente en muchos aspectos con el Tantra.  Mantak Chia, que es el maestro que ha escrito sobre el tema del hombre multiorgásmico, de la pareja multiorgásmica, enseña algo que es clave, la circulación de la energía es variable como el clima, a veces soleado, a veces frío, nublado o lluvioso, esto hay que observarlo. Es necesario diferenciar en el hombre, lo que es la eyaculación de lo que es el orgasmo, no todos los hombres conocemos lo que es verdaderamente el orgasmo, como menciona Wilhelm Reich, un psicoterapeuta muy famoso que le dedicó su vida a este tema,  la descarga orgásmica nos permite liberar todas las tensiones que se acumulan en el cuerpo, aquí la mente no tiene ningún control, el cuerpo se mueve de alguna forma autónoma, la mente no tiene control sobre eso, pero el instante en que se lleva esta descarga orgásmica, la mente está completamente en presente, aquí y ahora, ese es el verdadero significado de yoga. Patanjali describe al yoga, como la detención de los remolinos mentales, es decir la neurosis. Podemos decir que el orgasmo es una experiencia de samadhi, o iluminación, es decir, equiparable a una sesión profunda de Meditación, de Tai Chi o Chi kung en el que la mente ya está completamente detenida.
Ese silencio de la mente, que se logra durante el orgasmo, para el Tantra y el Taoísmo, es una experiencia que debe ser cultivada, así el hombre puede alcanzar varios orgasmos, sin haber eyaculado. Aún sobreviviendo la eyaculación, los textos clásicos como el Hatha Yoha Pradipika dan instrucciones de cómo reabsorber esa energía, para que esa fuerza vital que se halla allí, no se pierda.

Para quienes tienen interés en iniciarse para aplicar estos conocimientos, ¿qué les puedes recomendar?

Podemos empezar por algo muy simple, que son nuestros hábitos de vida, es recomendable no tener el estómago lleno a la hora de un contacto sexual, nos puede causar dificultades porque el cuerpo está pesado y la energía no está fluyendo ya que está concentrada en la digestión, además ¿qué tipo de alimentos hemos consumido? algunos son tan pesados que van a inhibir la energía necesaria para la sexualidad. También hábitos de vida que no ayudan, por ejemplo, mal sueño, poco descanso, etc. Necesitamos una gran energía en la sexualidad, el maestro Marcelli decía algo para alertarnos, “No anden desperdiciando su pólvora en infiernitos” es decir, no tirar esa riqueza, porque la vas a necesitar en el momento justo para dar el paso a lo trascendente, alguna vez alguien le preguntó si esa riqueza se podía recuperar, a lo que él respondió: “Si, pero hay que trabajar más”, entonces si nuestros hábitos de vida no son saludables, tenemos que trabajar de más, hacer un sobre esfuerzo.
Con el yoga, tanto a hombres como en mujeres, el primer punto a tener en cuenta es el de la culpa y la vergüenza que son aprendizajes sociales que nos están evitando el dar y el recibir. Para los hombres, les recomiendo evitar el control, deja que ella lo tome, permítete percibirte como receptor como merecedor de ser bien tratado, acariciado, mimado… aprende a recibir, que es una característica muy femenina, recuerda tener consciencia de tu respiración y tu relajación, intensifica tu percepción, deja de pensar que con la eyaculación se acaba el “numerito”, el falo ha sido motivo de adoración en variadas culturas, es realmente universal, pero en la India, es específicamente el tema del Shivalingam, el falo de Shiva, esa admiración por la figura fálica continúa, por eso nos gustan los rascacielos enormes de las ciudades modernas, los obeliscos, las fuentes con un monumento muy grande coronadas por un angelito orinando, etc.
El pene tiene una capacidad de regenerarse fácilmente, siempre y cuando se suelte el tema de la culpa, porque de otra manera todo va a estar negado. Es bueno para ambos, antes de entrar en una relación de intimidad darse una ducha, ojalá compartida, recomiendo en la última parte darse una mojadita con agua fría para activar la circulación y energizar las funciones vitales del cuerpo, se dice en el texto del Kama Sutra, que es muy placentero que el hombre seque con la toalla el cuerpo de la mujer, yo añadiría que es para la mujer también muy placentero secar el cuerpo del hombre, así que desde aquí ya se está experimentando la alegría, la felicidad, el gozo…

 

El Hatha Yoga ¿cómo está vinculado con el Tantra Yoga?

Si vemos el texto de los Yoga Sutras de Patanjali, comienza con unas recomendaciones de despejarnos de hábitos de comportamiento, como la violencia, la mentira, el apoderarnos de cosas que no son nuestras, etc. Es un tema entre moral y ético, el Hatha Yoga no toma nada de eso, pasa directamente al cuerpo, su primer paso son las posturas o ásanas, pero sí pone un previo que se le llama Sat Karma, es decir acciones para limpiar y purificar nuestro cuerpo, que implica también limpiar la emociones y los pensamientos.
El cuerpo es maravilloso, puede realizar cosas que pensamos son imposibles. El trabajo con el cuerpo en el Hatha Yoga, nos va a llevar a un aspecto importantísimo para el trabajo con la sexualidad, llamado Bhanda, en específico el Mula Bhanda que tiene que ver con el trabajo de contracción del esfínter anal y uretral, para hombres y mujeres, lo que significa el fortalecimiento de los músculos, su entrenamiento, así como cuando entreno mis brazos y piernas lo mismo puedo hacer con la región pubo-coxígea a través de los Bhandas. En una sesión de Hatha Yoga, usamos además la respiración o pranayama junto con estos movimientos especiales que son los Bhandas, acompañados con atención mental.
siete chakras

Y acerca del dinero… ¿cuál es la visión del Tantra?

Hay una actitud masculina muy característica con respecto a la naturaleza, es esa actitud conquistadora y sometedora, que nos ha llevado a tener un planeta bastante lastimado, en contraste, la actitud femenina es acaparar, aprisionar para que no se vaya el hijo, el ser querido, entonces, el dinero está muy asociado estas dos actitudes instintivas, por un lado conquistarlo y por otro acapararlo y no soltar, de nuevo, la visión del Tantra es el culto a lo natural, si lo natural tiene algo que lo identifica es la fluidez, habrá momentos en que el dinero escasea pero si te mantienes con esa actitud puede ser que te mantengas sin dinero durante mucho tiempo, pero por otro lado habrá momentos en que el dinero también abunda y eso también, va a cambiar.. El Maestro José Manuel Estrada nos decía, “no tengo nada, pero nada me falta” ese es el valor grande que tiene el dinero, aprender a fluir en el dar y el recibir, ¿cómo voy a dar si no aprendo a recibir?, aquí está implícita la idea del Tantra, la riqueza de la que hablamos en el caso de la sexualidad que hay que conservar es esta fuerza vital, pero también hay que aprender a soltar. En algunos textos tántricos se llama mucho la atención a que los hombres que no saben qué hacer con el semen aunque lo puedan retener, mejor que no lo retengan, porque los va a enfermar tanto calor, así pasa con el dinero debemos aprender a soltarlo para que fluya.
Me gusta un verso de Víctor Hugo, que decía algo así: “Te deseo que tengas mucho dinero, ni tanto que te aturda ni tampoco que te haga falta, que alguna vez tomes algo de ese dinero y lo pongas frente a ti, sólo para que sepas bien quién es el dueño de quien”

Estos asuntos de la sexualidad y el dinero nos llegan cuando ya somos mayores y nos vemos enfrentados a asumir una actividad concreta, ¿cómo abordamos esta educación en los niños y los jóvenes?

Más que asumir una educación para los niños sobre el Tantra, es mejor brindarles ejemplos, para empezar, el trato que se da entre padre y madre, esto es muy educador, cuando los niños crezcan y se acerquen a la adolescencia, hay que acercarlos a estos talleres. Un día mi hija me dijo que quería tomar uno de mis talleres, pero además me dijo que lo quería tomar con su novio, ahí mi cara cambió, me di cuenta de que estaba sorprendido e incluso incómodo, después de ese impacto pensé un poco y me dije, si imparto estos talleres a cualquier persona, ahora, ¿por qué no para mi hija?, esté con este novio ahora y después tal vez con otro. He observado que los jóvenes aprenden de una manera más fácil y más natural, con menos prejuicios que los adultos.
Entonces, si queremos brindar una educación a nuestros hijos, comenzamos por nosotros los padres, colocando de manera honesta modelos sanos de relación, para que quede claro que hay una manera de relacionarse sin tabúes, llegar a ellos en su lenguaje. Con los jóvenes adolescentes, ser capaces de abrirnos para que asistan estos talleres en un ambiente de confianza y de respeto.

De acuerdo, no podemos dar lo que no tenemos, si queremos arreglar el mundo hagámoslo desde nuestra experiencia personal, lo demás se acomodará si somos honestos con nosotros mismos… En el Diplomado de Yoga tendremos un taller dedicado al Tantra Yoga…

Si, se llama Yoga, Sexualidad y Trascendencia.

Esperamos que vuelvas para que nos des este taller, dejaste una huella profunda en quienes asistimos el fin de semana, estamos muy agradecidos, fue un placer Francisco.

Me voy muy nutrido, esa esa la manera, dar de lo que me fue dado. Muchas gracias.

Perfil de Francisco Cervantes AQUÍ

Deja un comentario